lunes, 23 de marzo de 2009

Un pensamiento diario para ti (2do mes) (55)

Hoy recordando como te veias dentro de tu nueva casa de 2 metros por 0,50 me dieron nauseas y escalofrios.

- Recordar tu rostro que no era tu rostro (NO ERAS TU) fue horrible.
- Ver que te veias como tu mismo odiabas verte, gordo, fue algo impactante.
- Ver esos detalles de tu rostro que hacian de ti ser quien eres: tu pico de viuda, tus cejas, ese pelito que siempre salia de tu nariz, la marca en tu frente; me mataron de la tristeza.
- Recordar que en tu sien izquierda existia una deformidad, maquillada, que no existia antes, me hacia caer en cuenta la forma en que hiciste lo que hiciste.

Y solo han pasado 2 meses... hazme fuerte futuro....

No hay comentarios: